La noche que nació el vampiro

Un grupo de escritores pasaban el verano en una vieja mansión cuando una fuerte tormenta los dejó recluidos. Como distracción compitieron a ver quién producía el relato más terrorífico, el resultado fue sorprendente.

Matías Esteban, escritor, docente y agitador literario, se enlazó vía telefónica con el aire de #ElVeranoPrometido donde brindó una clase magistral sobre vampiros y literatura, habló del primer cuento que hace referencia al tema, "El vampiro" de John William Polidori, escrito en 1816, y partió de la base de la siguiente definición: “El vampiro es una criatura que se alimenta de la energía vital, sobre todo de sangre, algunos dicen que específicamente debería ser sangre pero podría ser cualquier otro elemento vital, y sedimentos de otros seres vivos, y casi siempre o muchas veces infecta de esta manera a otros para que se reproduzcan”.

Para el columnista, la idea del vampiro está presente en muchísimas culturas, a tal punto que podría decirse que es universal, donde lo único que varia son los nombres: “Vampiro es una palabra que ingresa oficialmente en los diccionarios en el siglo XIX con esa idea del ser que se alimenta del fluido vital de otros seres, casi siempre se trata de un ser que ha pasado el umbral de la vida por lo tanto es un muerto viviente, alguien que regresa, las ideas que apelan a lo fantástico y a lo sobrenatural dentro del folclore tienen que ver con la necesidad de asentar una cultura y muchas veces están ligadas a seres que amenazan estos núcleos culturales”.

El primer cuento sobre vampiros lo escribió John William Polidori, un cuentista inglés del siglo XIX que, según lo explicó Esteban: “Se junta con otro escritor llamado Percy Shelley, su esposa Mary Shelley y el poeta Lord Byron, un aristócrata que era el jefe de Polidori, a pasar el verano en una mansión, hay una tormenta, una tempestad, un momento donde tienen que estar aislados en la mansión, entonces idean un juego que es el de escribir la historia más terrorífica que se les ocurra”.

 “A Polidori se le ocurrió El vampiro, a los otros dos escritores se les ocurrieron unos poemas que no trascendieron, pero a Mary Shelley se le ocurrió Frankenstein, entonces de esa noche memorable nacen dos textos muy importantes, uno que inicia la idea del vampiro y el otro es el de Frankenstein, con todo lo que eso implica”, relató Esteban como dato significativo del origen de esta tétrica historia.

Escuchá/descargá el informe completo: