Viento sur: aires de tango del siglo XXI

Salió a la luz el primer disco de La Trova Tanguera. Participaron autores, compositores e intérpretes de diferentes generaciones estéticas y filiaciones políticas, que desde hace muchos años vienen forjando eso que algunos llaman “nuevo tango” o “tango contemporáneo”.

“El movimiento feminista es el fenómeno político más significativo de los últimos tiempos, y ese movimiento se expresó en el tango a través de las letras, que comenzaron a poner en valor la cantidad de mujeres que había en un género históricamente machista y muy invisibilizador de la figura femenina”, expresó la artista Cintia Trigo. Ella es parte de La Trova Tanguera, un proyecto “que nació hace algunos años y que busca priorizar sobre todo la gran labor que vienen haciendo las mujeres en el mundo del tango”. Este colectivo está conformado también por la diseñadora gráfica, editora, autora y gestora cultural Vanina Steiner (quien también impulsa Contemporánea Ediciones, sello con el que edita libros y la revista de tango Tinta Roja) y la realizadora audiovisual Luz Balaña.

“En el tango históricamente se ha revalorizado la figura de la mujer como cantora, nosotros a través del proyecto, buscamos sobre todo revalorizar la figura de las compositoras, de las letristicas, incluso de las directoras de orquesta”, explicó en diálogo con Cacodelphia.Si bien tratamos de incluir a varones y no ser excluyentes, buscamos priorizar la gran labor de las mujeres en un mundo donde son bastante invisibilizadas y donde hay lugares que hace falta todavía conquistar”, agregó la cantante y compositora de La Vagabunda.

La Trova Tanguera convocó a artistas para que crearan obras que, desde el ámbito estético del género, visibilizaran la violencia institucionalizada, o no, que afecta a nuestra sociedad en la actualidad. “Se trata de un proyecto en colectivo donde podemos mostrarnos en comunidad, donde podemos valorizar todas esas cuestiones en una obra conjunta”, contó Trigo. De ese modo, intérpretes de la escena tanguera asumieron la tarea de arreglar, ensayar y apropiarse de temas inéditos.

“A partir del trabajo que realizó Vanina Steiner para la recopilación del libro Miradas de mujer nos dimos cuenta que éramos un montón las mujeres escribiendo letras y otro tanto las mujeres escribiendo músicas. A partir de eso tomamos conciencia de la cantidad de mujeres que estábamos haciendo ese trabajo y que no teníamos ningún tipo de visibilidad”, expresó.

Algunas autoras de tango ya vienen siendo interpretadas por hombres, es el caso de Elbi Olalla, Victoria Di Raimondo o Analía Goldberg, sin embargo, la artista señaló que es preciso profundizar ese repertorio. "También es necesario que los muchachos se comprometan con las temáticas de género o compuestas por mujeres”, dijo quien es considerada una figura central del nuevo panorama tanguero.

Así surgió la idea de un disco colectivo que grabaron durante el 2019: Viento sur. Ese trabajo contó con la colaboración de los guitarristas Pablo Sensottera (El portón, Cuarteto La púa) y Edgardo González (Bombay BsAs) como co-productores. Finalmente, todo este proceso llegó a su desenlace en la grabación en los estudios de Discográfica del Sur (Universidad Nacional de Lanús), de la mano del Lic. Oscar Grela. “Tenemos la suerte de tener de socios a la Universidad que nos prestó sus instalaciones y sus técnicos para grabar”, apuntó Trigo. Durante dichas sesiones, el Colectivo Ladran Caravana estuvo a cargo del registro de las imágenes y Luz Balaña, de editar y montar el material audiovisual.

Del primer disco de La Trova Tanguera participaron autores, compositores e intérpretes, de diferentes generaciones estéticas y filiaciones políticas, que desde hace muchos años vienen forjando eso que algunos llaman “nuevo tango” y otros “tango contemporáneo”. Y Cintia Trigo menciona como tango del Siglo XXI: “me cae muy bien esa denominación, porque ahí entra de todo”. “Las etiquetas siempre son incómodas, pero a este tango es necesario nombrarlo de alguna manera. Hay que buscar el modo, porque si bien es cierto que no es tan joven, porque hace muchos años que hay gente proponiendo nuevas improntas en el tango, sin embargo, sigue siendo hoy desconocido por todo el mundo, y es por eso que es necesario que todos sepan que se están haciendo cosas nuevas en relación al género y para eso hay que nombrarlo”, agregó.

Finalmente a Pablo Sensottera se le ocurrió que hagamos un tema colectivo, un disco colectivo tiene que tener un tema colectivo, dijo. Compuso entonces la música y a todos los letristas que participaron les pedimos que escriban algo de la canción. Y así logramos un texto súper coherente que quedo como un manifiesto del tango nuevo. Viento sur, el tema en cuestión, es la síntesis de lo que es el proyecto y el disco”, expresó.

Escuchá/Descargá la entrevista completa