“Trabajar con los viejismos fue fundamental en la época de la pandemia”

La psicóloga Carolina Iglesias, especialista en vejeces, contó sobre las formas de discriminación e infantilización social que se dan hacia los adultos mayores.

Carolina Iglesias hace 13 años que trabaja con personas mayores y hace 4 que administra la cuenta de senes.personasmayores, una comunidad “AntiViejista” donde derriban mitos sobre el “envejecimiento y la vejez". “Cuando hablamos de viejismos es habitual que digan que es la discriminación a la gente grande. Esto no es cualquier cosa, es asignar a los cuerpos un rol que los deja afuera de todo”, contó la especialista en comunicación con En Órbita.

En este sentido, la psicóloga historizó el término que data de 1968: “Robert Butler, que era un chico joven, se dio cuenta que existía una discriminación tan terrible como el racismo y el machismo (...) y decidió llamarlo ‘ageism’. Es lo que se confunde con el edadismo. La realidad es que fue un argentino, Leopoldo Salvares, un revolucionario en la materia de la facultad de psicología, que decidió y le dio con el término preciso: viejismo, que es la discriminación por vejez, que no es lo mismo que la discriminacion por edad”. Este viejismo se ve reflejado en unos de los posteos, donde Carolina invitó a la comunidad a que termine la frase “el racismo mata, el machismo mata, el viejismo…”, donde “la gente respondió: inhabilita, destruye, te deja sin trabajo, hace infelices a las personas, enferma, quita oportunidad de vivir plenamente a las personas, despoja de derechos, excluye, destruye, denigra, indirectamente mata, baja el precio, invisibiliza, entristece, inutiliza cosifica, destruye el autoestima, mata también”. 

Estas respuestas responden, también, al contexto de pandemia donde la actividad creció y visibilizó el trato hacia los adultos mayores: “esto habla de la infantilización acerca de las personas mayores, de creer que se vuelven niños. La importancia de trabajar con los viejísimos fue fundamental en la época de la pandemia”. Carolina destacó en este sentido el rol social de los medios que fomenta este estereotipo en torno a la vejez: “respecto a los medios masivos de incomunicación, digo yo porque hablo de comunicación antiviejista, es algo a revisar de forma urgente, son responsables de esto que circula. (...) En toda latinoamérica pasó lo mismo, esto de la discriminación hacia las personas mayores, de mostrarlas vulnerables, de mostrarlas enfermas, de mostrarlas en hogares. El 1% de la población de adultos mayores, se calcula, está institucionalizada. Es muy poca pero por lo general los medios es a la que hacen referencia”. Por eso invitó a ver su cuenta de Instagram como una caja de herramientas. 

Juventud, Vejez y ESI

Carolina realizó la diplomatura en Educación Sexual Integral (ESI) en la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA. De esa primera camada de 400 personas, fue la única que planteó una ESI que contemple a las vejeces. Este estudio la llevó a “darme cuenta, por ejemplo, que en la ESI no hay cuerpos viejos: no se habla de menopausia, no se habla de andropausia. Estamos hablando de que la vejez puede ser la etapa más larga de nuestras vidas: entre 20-30 años más podemos llegar a vivir”.

En este sentido invitó a dudar de la oposición que se intenta instalar desde el mercado en torno a la juventud/vejez: ”creo es que tenemos que dudar de todo lo que es muy masivo, simplemente porque hay ciertos poderes que necesitan que nuestros cuerpos se transforman en consumo. Cuando uno conoce a ciertas personas mayores que están conformes con su vida, nadie quiere volver a ser joven. Por lo general suele ser una etapa bastante heavy donde uno no sabe dónde está parado, lo que quiere. ¿Qué es lo que se gana, me pregunto, equiparando todo el tiempo las vejeces a la juventud? quizás se gana vendernos cosas”, señaló la profesional y remarcó que también hay que tener cuidado con los términos que utilizan en algunas organizaciones internacionales como la Organización Mundial de la Salud donde se habla de una vejez “activa”: “Una cosa muy nueva es que la OMS decide, a partir de enero del año que viene, poner en CIE 11, que es un manual diagnostico de psiquiatría, a la vejez como enfermedad. La misma organización que hablaba de vejez activa. Parce que no está siendo redituable

Ojo quiero dejar una luz también en todo esto, estamos hablando de una etapa de algo desconocido. La gente que más está creciendo en el mundo tiene más de 100, hay un mundo por inventar y esto es un legado. Un mundo por inventar es un mundo que todavía no se conoce, hay que animarse a hacer cosas nuevas”, incentivó.

Escuchá/Descargá la entrevista completa: