El segundo sexo: volver a las bases

En 1949, la filósofa y escritora francesa Simone de Beauvoir, escribió el texto fundante de la tercera ola del feminismo en plena posguerra. A 35 años de de su fallecimiento, Los Mundo Posible habló con Delia Añon Suarez sobre los aportes filosóficos que podemos seguir encontrando en este clásico de la literatura feminista. 

A Simone de Beauvoir se la suele describir como escritora antes que como filósofa “lo que pasa que como fue pareja de Sartre queda como que ella era escritora, pero no queda nunca como una de las personas que también le da un giro al existencialismo”, explicó Delia Añon Suarez en comunicación con Los Mundos Posibles. Este giro surge cuando pone en tensión los conceptos de cuerpo y situación proponiendo que “en vez de definir un universal de cuerpo, un universal de persona, un universal de libertad. Ver que pasa en una situación, en este caso, de ser mujer”, detalló. 

El Segundo Sexo, no solo le significo a la autora un proceso de auto descubrimiento que desembocaría luego en su militancia feminista, sino que en sus dos partes sienta las bases de las discusiones que se dan durante la tercera ola del feminismo. “La primera parte, pone a las mujeres en diálogo con las distintas ciencias e instaura la interdisciplinariedad que hoy tienen los estudios de mujeres, los feminismo y los géneros. Entonces, habla de la biología con respecto a las mujeres, de la psicología, del materialismo histórico y pone en tensión que hay un universal que es masculino y que hay una otra en la historia que es invisibilizada. Somos seres relativos, dice ella. Relativos a un otro”, mientras que “la segunda parte, que es la parte que tiene el sugestivo título de ‘no se nace mujer, llega una a serlo’, habla de la construcción cultural. Ella concluye la primera parte diciendo no hay nada en nuestra biología que indique que tenemos que ser oprimida por los varones, que dé cuenta de esa opresión. Entonces, ahí empieza a bucear en lo que después, en la década del ‘70 del siglo xx se define como el concepto de género”, explicó Delia.

Estas bases son retomadas luego en su libro literario La Mujer Rota, donde hace “una descripción de algo que se está hablando por estos momentos en nuestra sociedad: de la construcción de lo viejo, de lo que ya es descartable y del rol terrible que pasamos a tener las mujeres. Ella dice que también podríamos hablar de un tercer sexo que serian las mujeres no menstruantes, que valor tenemos en la sociedad las niñas que aun no se han desarrollando y las mujeres que dejamos de mentruar. Ella dice que hay segundo sexo en tanto sos reproductora”. 

Géneros, androcentrismo, solidaridad entre mujeres, son algunos de los conceptos que sin ser nombrados como tales, ya aparecía en la reflexión de Simone de Beauvoir. “Lo que estaría bueno es profundizar en la lectura y de donde nacen esos conceptos, porque de ninguna manera, si vos re-lees la segunda parte del libro, se desoye en esa construcción que hay cultural... la construcción cultural es, según Simone, sobre un cuerpo sexuado”, reflexionó.

Escuchá/descargá la entrevista completa: