Los libros, la palabra, la docencia y "la ministra odiadora"

Esta semana, Gabriela Pesclevi despliega una "columna de coyuntura" cruzando dos lecturas en torno a los dichos de la Ministra de Educación porteña Soledad Acuña.

Gabriela Pesclevi nos propone una lectura conjunta del libro Buenas palabras y malas palabras, de la brasileña Ana María Machado, enlazada con la nota "Soledad Acuña: la ministra odiadora de docentes", de Daniel Brailovsky, Doctor en Educación, profesor investigador de Flacso/Arg. y maestro de nivel inicial y de música.

"Esta nota es un aporte porque nos lleva a pensar qué se está discutiendo en la ciudad de Buenos Aires, la influencia del mercado y qué tipo de propuesta gerencialista en el ámbito educativo", destacó Pesclevi. Ideas del mérito, el emprendedurismo, el liderazgo y la educación como mercancía aparecen también en el discurso de la ministra Acuña.

Buenas palabras y malas palabras fue publicado en 1998 y recopila artículos de la década del 90, con prólogo de Graciela Montes. "Son 10 ensayos largos en donde se revisan estos temas la lectura y de la ideologías, las nuevas tecnologías, la vocación lectora y estos temas vinculados a la censura que, además, se corresponden con este debate", sintetizó Gabriela. El libro propone los interrogantes de quiénes tienen acceso a los libros, quiénes tienen esa accesibilidad y qué tienen que ver las escuelas y las bibliotecas públicas en todo esto.

Escuchá/Descargá la columna completa