Por una ley para el acceso justo a la tierra

Se estima que en Argentina el 60% de los alimentos que circulan en el mercado interno son cosechados por pequeños/as productores/as rurales. Elías Amador, integrante de la Unión de Trabajadores de la Tierra, se refirió al proyecto de ley que busca garantizar el acceso a la tierra. 

Foto: UTT

Según relevamientos de la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT), el 1% de las empresas agrarias controlan el 36% de la tierra cultivada en nuestro país, mientras que solo el 13% de los pequeños productores tiene oportunidad de acceder como propietarios. “La mayoría no son dueños de la tierra. Los alimentos que circulan hoy en Argentina y en el pueblo vienen de arrendamientos, de alquileres, de un montón de factores que hoy por hoy no se ven más allá de eso. Los pequeños productores no son dueños de la tierra”, contó Elías Amador en el aire de Futura en Casa. “Hay un PROCREAR para casas y vivienda, ¿por qué no también un PROCREAR rural, para el sector de los pequeños productores? Hay que hacer políticas reales, sinceramente el pequeño productor no tiene políticas en el sector, nunca los tuvo y nunca ha sido tenido en cuenta”.

Esta ley (de acceso a la tierra) la presentamos por tercera vez. La primera vez fue en 2016, después la volvimos a presentar en Congreso con 3 días de verdurazo, y esta vez se entregó en la Casa Rosada con una carta adjuntada esta vez al presidente, que también nos escuche a nosotros”, contextualizó el productor. Y aclaró que “la segunda vez (que la presentaron) la firmaron quienes ahora son gobierno, son ministros varios, han firmado la ley. Por ejemplo, el ministro de Desarrollo Daniel Arroyo, el ministro Luis Basterra de Agricultura y el mismo gobernador Axel Kicillof, han firmado la ley en ese sentido. Hasta el día de hoy no hay un avance real”.

"Nosotros producimos a precio dólar y vendemos en pesos"

En ese sentido, desde la UTT piden que además de sentarse con diversos sectores agropecuarios el gobierno nacional se comproteca con las organizaciones rurales de pequeños productores y agricultura familiar, para generar políticas públicas que contemplen los problemas de la cadena de distribución. “Nosotros producimos a precio dólar y vendemos en pesos. (...) Es una realidad que hasta el día de hoy no se puede solucionar, ese problema es estructural. No lo podemos solucionar sin política. Hemos hecho una comercializadora pero es muy chiquita, no va a alcanzar para todo lo que es, no sólo Gran Buenos Aires, sino toda la Argentina. Aun así hemos avanzado muchísimo en todo lo que es comercialización más directa, que sea del pequeño productor al consumidor. Hemos roto un poco la cadena nosotros, hemos empezado a transitar también ese cambio. Todo lo que producimos, todo lo que tenemos en la comercializadora es agroecológico”.

Escuchá/Descargá la entrevista completa