Rafael Nahuel: fallo desestima la versión del enfrentamiento

La justicia ordenó el procesamiento con prisión preventiva para el prefecto Javier Pintos.

La Cámara Federal de General Roca emitió un fallo que rebate la teoría de la "legitima defensa" impulsada por el Ministerio de Seguridad a cargo de Patricia Bullrich. El prefecto Francisco Javier Pintos será procesado por la muerte del joven mapuche Rafael Nahuel y permanecerá con prisión preventiva a la espera del juicio. La resolución también dictaminó la falta de merito para otros cuatro integrantes del Grupo Albatros que participaron de la represión a la comunidad Lafken Winkul Mapu, que tuvo lugar el 23 de noviembre de 2017 en las inmediaciones del lago Mascardi.

El periodista Santiago Rey, autor de Silenciar la muerte – Crónica e investigación sobre la vida y asesinato de Rafael Nahuel, se sumó al aire de Rap de las Hormigas donde habló del fallo como "un soplo de aire en el contexto de una causa muy dolorosa, de mucha disparidad de herramientas para analizar lo que pasó", y también se refirió al papel del Gobierno por haber estado "presionando permanentemente e instalando teorías totalmente alejadas de la realidad a través de los medios colaborativos" .

"Si uno tiene en cuenta los elementos de prueba, los peritajes, los testimonios, la inspección ocular que figuran en el expediente, la teoría del enfrentamiento era imposible de sostener", afirmó el periodista en alusión a la versión confeccionada a partir de los dichos de los prefectos involucrado, la misma que fue respaldada por el Ministerio de Seguridad, y que sugería un enfrentamiento con mapuches armados que les habrían tendido una emboscada.

Según la opinión de Rey, estos elementos no fueron tenidos en cuenta por el juez federal Leonidas Moldes, que en enero del año pasado había procesado a los integrantes del Grupo Albatros bajo la figura de homicidio cometido en exceso de legitima defensa: "El juez había dado por cierto el relato del enfrentamiento sin que existan elementos efectivos de prueba que lo certifiquen, poniendo la causa al borde de la impunidad, no iba a haber ningún detenido" .

"Los datos que surgían de las pericias balísticas, de los testimonios y de las pruebas nos llevaban, de manera indubitable, a determinar que el proyectil salió de un fusil MP5, que es un arma de guerra, que estaba en posesión de Pintos", concluyó el investigador que viene siguiendo el caso desde el comienzo.

Escuchá/descargá la entrevista completa: