Familiares y compañeros de Darío Santillán fueron golpeados luego de escrachar a Felipe Solá

Se acercaron a la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA donde Felipe Solá daba una charla, para denunciar la responsabilidad política del ex gobernador en la Masacre de Avellaneda. Luego de que ingresaron al salón, fueron agredidos físicamente.

2101484h765El hecho ocurrió en el marco de una charla sobre exclusión y narcotráfico en la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA que estaba brindando Felipe Solá, junto a Martín Losteau y el legislador Gustavo Vera.

Los militantes del FPDS se acercaron para señalar la responsabilidad política del ex gobernador bonaerense en la Masacre de Avellaneda, donde fueron asesinados Darío Santillan y Maximiliano Kosteki. Al entrar al salón donde sucedía la charla, los familiares y compañeros de Darío y otras personas que estaban en el lugar fueron golpeados por allegados a Felipe Solá y al Frente Renovador.

Solá era gobernador de Buenos Aires cuando la policía provincial asesinó a Darío y Maxi en la Estación de Avellaneda, el 26 de junio del 2002, durante una movilización. Ahora, nuevamente es candidato a dirigir la provincia, por el partido Unidos por una Nueva Alternativa (UNA).

En comunicación con Radio Futura, Leonardo Santillán, hermano de Darío, relató estos hechos y detalló que familiares y compañeros de Darío fueron a la facultad a gritarle asesino a Felipe Solá. "No fuimos a agredir físicamente a nadie, sino que intentamos denunciar una situación, desde la palabra. Estamos tranquilos porque hicimos lo que teníamos que hacer para que se sepa quiénes son cada uno de los que tuvieron que ver con semejante hecho que fue la masacre de Avellaneda", explicó Leonardo.

También contó que "a 13 años de la Masacre de Avellaneda, estamos pidiendo que se investigue y que se condene a los que planificaron y ejecutaron la Masacre de Avellaneda, que fue una cacería, que también dejó 33 heridos con balas de plomo, 200 detenidos. Estamos pidiendo que se condene a quienes idearon semejante plan para cortar con la protesta social."

En el 2006 los policías Alfredo Franchiotti y Alejandro Acosta, fueron condenados a cadena perpetua por ser los que autores materiales de los asesinatos de Darío y Maxi.

Santillán explicó que utilizan el escrache como herramienta para pedir justicia. "También estamos luchando por la vía jurídica. Con mi papá, Alberto Santillán, formamos la Comisión Independiente Justicia por Darío y Maxi. Y este viernes vamos a movilizar a los Tribunales de Comodoro Py. Haremos lo que sea necesario para que se investigue y condene a los que tuvieron que ver con el 26 de junio", puntualizó.