Juicio Fuerza de Tareas 5: ampliaron la acusación contra los imputados

El Tribunal Oral en lo Criminal N° 1, dio lugar al pedido de ampliar las acusaciones contra los marinos. También aceptó incluir a  tres víctimas en el juicio oral, que no habían sido tenidas en cuenta en la etapa de instrucción. 

declaratoriacausaArmada-3-640x427Se trata del juicio que se está desarrollando en el Tribunal Oral en lo Criminal N°1 que preside Carlos Rozanski, donde están imputados ocho integrantes de la Armada y la Prefectura Naval por perseguir, reprimir y torturar a obreros del cordón industrial de La Plata, Berisso y Ensenada.

El Tribunal aceptó el pedido de ampliar las acusaciones contra cuatro de los ocho imputados en el juicio a la Armada. El pedido fue realizado por la querella de Justicia Ya!, luego de que en la etapa de testimonios, surgieran nuevas víctimas que no habían sido incorporados en la etapa de instrucción y por las cuáles los represores acusados deberán responder.

Se trata del homicidio de Reina Ramona Leguizamón y los secuestros de Ángel Oscar Reboledo y Marta Isabel Cáneva, que no estaban incorporados al expediente. En comunicación con Radio Futura, Guadalupe Godoy, abogada que forma parte de la querella, explicó que se trata de un caso inédito porque "es la primera vez que se incorporan nuevas víctimas en una etapa del juicio oral."

La abogada desarrolló que "hay una dinámica habitual en los juicios: llegamos con la etapa de investigación muy mal hecha en los juzgados, porque se hace de modo mecánico, sin investigación profunda, sin buscar mas allá de lo que ya está registrado. Si nosotros no decimos nada, terminamos avalando esta investigación."

Godoy contó que este pedido "es una estrategia para impedir la fragmentación de los juicios, que se ha convertido en una mecánica de funcionamiento. En el caso de que no aceptaran la ampliación, al menos quedaba en evidencia la responsabilidad del juzgado interviniente en elevar las causas de esta manera, mal investigadas."

La presentación que se hizo desde el colectivo Justicia Ya! "fue para evitar hacer un nuevo juicio, que se podría evitar con una investigación eficaz", agregó la militante de derechos humanos.

También dijo que desde los organismos de derechos humanos que actúan como querellantes en los juicios por crímenes de lesa humanidad "tiene que haber una exigencia fuerte hacia el Ministerio Público Fiscal y hacia los juzgados para que investiguen en serio. Si esto no sucede tiene que haber una estrategia desde nuestra parte para impedir que eso sea algo que quede consentido."

Las causas que se sumaron al juicio

La ampliación de las acusaciones a los represores se sustentaron en tres casos que no habían sido tenidos en cuenta durante la etapa de instrucción. Guadalupe Godoy, relató cuáles fueron las tres víctimas que se sumaron a la etapa de juicio oral:

Reina Ramona Leguizamón, una trabajadora de Swift, que fue secuestrada, y al día siguiente apareció dinamitada.

Marta Cáneva, también era trabajadora de Swift y la secuestraron junto con Reina; la liberaron pero falleció al poco tiempo porque era diabética y durante toda la etapa de detención no tuvo atención médica.

Angel Oscar Reboledo, fue citado al juicio porque su hermano se encuentra desaparecido, fue la primera vez que declaró. Ahí nos enteramos que él estuvo detenido ilegalmente en Prefectura, en el Liceo Naval, en la Escuela Naval, en la Unidad 9, luego pudo exiliarse del país y nunca tuvo la posibilidad de volver y declarar. Entonces, no solo declaró como testigo del caso de su hermano sino, que el mismo resultaba víctima.

Godoy expresó también su preocupación por cómo llegan a juicio las víctimas: "los testigos son cada vez más grandes, les cuesta cada vez más dar un testimonio por todo lo que implica emocionalmente. La mayoría de quiénes declararon acá ya lo habían hecho en los Juicios de la Unidad 9 y los Juicios por la Verdad. Había ofrecidos casi 100 testigos y declararon 50. Muchos de los que no lo hicieron fue porque fallecieron o no están en condiciones de hacerlo. "

Nueva etapa del juicio

El juicio comenzó el 13 de julio. Las audiencias son públicas y se realizan los lunes y miércoles en la sede de la Ex AMIA en 4 entre 51 y 53. Pueden ser presenciadas por toda la comunidad trayendo el Documento de Identidad.

Godoy adelantó que  a partir del lunes 28 comenzarán a declarar "testigos de contexto", es decir, investigadores de la Universidad Nacional de La Plata que han estudiado lo que significó la represión al movimiento obrero en la zona de Berisso y Ensenada.