La llamada telefónica de veintidós segundos que Ariel Garzi sostuvo con la linea del joven desaparecido abre la posibilidad de un rastreo mediante una pericia de triangulación fina.

Ariel Garbarz, ingeniero en electrónica y telecomunicaciones, director del Comsec Laboratorio de la Universidad Tecnológica Nacional, dijo en el aire de Rap que desde hace días intenta comunicarse con el juez y la fiscal para ofrecerles asistencia pericial pero que ninguno le devolvió las llamadas: “Lo que interpreto es que se están confiando en el trabajo de los peritos de fuerza de seguridad que por ignorancia o por complicidad en la desaparición les están vendiendo pescado podrido”.

En Argentina somos el único laboratorio que hace triangulación fina, el resto lo hacen las fuerzas de seguridad con sus departamentos y direcciones técnicas pero no cuentan con la tecnología que venimos desarrollando hace veinte años”, señaló Garbarz.

El experto también se refirió a los peritajes de georeferenciación que se dispusieron desde el gobierno, apuntando que “solamente hace referencia de los celulares hacia las antenas a través de celdas y las celdas suburbanas, como las de este caso, al tener treinta y cinco kilómetros, entonces la misma fiscal está reconociendo que están utilizando una tecnología absolutamente inútil”.

Escuchá/descargá la entrevista completa:

Los comentarios están cerrados.