Historias Desobedientes es un grupo de hijos e hijas de genocidas que se juntó para hacer escuchar su voz de repudio contra el accionar de sus progenitores. El revuelo causado a raíz del “2 x 1” les dio el envión necesario para organizarse y exigir que las condenas sean efectivas.

Laura, una de las impulsoras de la flamante agrupación Historias Desobedientes, dijo al aire de Paseo Inmoral que la idea “surgió a partir de la conmoción que tuvo en la sociedad el “2 x 1”, el repudio masivo que tuvo esa atrocidad que están queriendo imponer para dar una amnistía encubierta, nosotros no hace ni un mes que nos conocimos como grupo, lo que nos unió es ver que hay un avance contra los derechos humanos por parte del gobierno, que está tratando de dar libertad a gente que cometió un genocidio, nosotros repudiamos esa medida, estamos a favor de que la cárcel sea efectiva”.

Por su parte, Martín señaló una diferencia entre la experiencia de familiares de genocidas que repudian su accionar y aquellos que los defienden y proponen un trato condescendiente para ellos: “Creemos que la sociedad se recompone de otra manera, con justicia, no con más impunidad, ni perdón ni reconciliación, al contrario, eso nos convoca, porque vemos que hay una voz desde el Estado nacional que viene a romper con una voz que había en la década anterior, que se estaba recomponiendo desde los símbolos, no solamente desde la justicia”.

Laura también se encargó de remarcar que se trata de “una voz que no estaba en la sociedad instalada, se conocía, hasta ahora, solamente una parte reclamando los derechos -derechos entre comillas lo digo- de aquellos que están detenidos en este momento y que han sido procesados o que están en proceso sus juicios, y una voz que es contraria a lo que se escuchó hasta ahora, se está defendiendo un genocidio, nosotros no estamos a favor de eso, al contrario, estamos a favor de la verdad, la memoria y la justicia”.

Escuchá/descargá la entrevista completa:

Los comentarios están cerrados.