Luego del abandono empresarial provocado por Sergio Szpolski y Matías Garfunkel, los trabajadores de Tiempo Argentino, fundaron hace un año, la Cooperativa Por Más Tiempo. En diálogo con Cacodelphia, Javier Borelli, Presidente de la Cooperativa, describió como es hacer periodismo, en el marco de la autogestión y la independencia editorial.

“Se trata de un proyecto sustentado por la gente que compra el diario, por los socios y suscriptores, quienes mes a mes, confiaron en otra forma de hacer periodismo”, explicó Borelli. “Cuando hace un año  comenzamos, no sabíamos dónde íbamos a llegar, sabíamos sí que era una gesta muy difícil” detalló y puntualizó que “hoy estamos después de haberla pasado muy mal, estamos celebrando, 54 ediciones, una Web y una revista trimestral”.

El 19 de abril de 2016, los trabajadores de prensa votaron en asamblea, la conformación de la cooperativa y, cinco días después, salió a la calle la primera edición de Tiempo Argentino. “En momentos donde los diarios están en franca caída en cuanto a su ventas, en momentos donde los medios dependen o de la publicidad o de capitalistas privados, generalmente vinculados a intereses políticos, apostamos a un medio sostenido por los lectores”, aseguró Borelli.

Esa independencia “nos permitió decir que la sociedad off short de Mauricio Macri estaba activa y que realizaba operaciones por millones de dólares en Brasil, revelar que Gabriela Michetti el día de robo en su casa, tenía plata sin declarar y denunciar al primer Jefe de la Policía de la ciudad de Buenos Aires, José Pedro Potocar, que hoy está detenido y ha sido suspendido de forma preventiva”.

Trabajar sin patrón

“Hoy no tenemos ningún condicionamiento, no hay temas vedados”, relató Borelli. “Antes nos pasaba que si al inversor capitalista del Grupo 23 o al inversor estatal por la pauta oficial, no le interesaban determinadas coberturas, no podíamos hacerlas. Eso hoy no existe”.

“Y si bien no ganamos lo mismo que ganábamos en aquel momento, ser dueño de nuestro propio trabajo, nos permite sostener a nuestra familias y hacer un periodismo distinto”.

 Los trabajadores continúan persiguiendo a los causantes del vaciamiento del Grupo 23, los empresarios Sergio Szpolski y Matías Garfunkel, principales accionistas del grupo. “Hoy tenemos un pedido de quiebra vigente, que si no lo levantan tendrán que responder con su patrimonio. Sabemos que eso es muy difícil, porque son empresarios con experiencias en vaciamientos de empresa” dijo el presidente de la Cooperativa y Jefe de Redacción en la sección Sociedad del diario.

“Sergio Szpolski, por ejemplo, tiene sobre sus espaldas el vaciamiento al Banco Patricios y una defraudación en la AMIA, pero nosotros seguimos con nuestro juicio y esperamos que alguna vez éstas personas no estén tan protegidas y podamos cobrar lo que nos corresponde”.

Escuchar/Descargar la entrevista completa a Javier Borelli

Los comentarios están cerrados.